Tratamiento de las reabsorciones radiculares en dientes traumatizados
Montse Mercadé
Tratamiento de las reabsorciones radiculares en dientes traumatizados

Montse Mercadé

La reabsorción dental se define como un proceso fisiológico o patológico que ocurre principalmente por la acción de las células clásticas y que se caracteriza por la pérdida progresiva o transitoria de cemento y/o dentina. Este proceso está asociado con una necrosis significativa de los cementoblastos y/o una lesión del ligamento periodontal. Las reabsorciones radiculares pueden ser inducidas por factores traumáticos y/o infecciosos. Los traumatismos dentales son un factor etiológico importante de la reabsorción radicular, aunque las reabsorciones también pueden ocurrir debido a procesos inflamatorios crónicos del tejido pulpar y/o periapical; además, las reabsorciones radiculares también pueden ser inducidas por la erupción dental, impactación dental, trauma oclusal, tejidos patológicos (quistes o neoplasias) y por la presión ejercida por un movimiento dental ortodóncico extremo. Cada tipo de reabsorción presenta unas características clínicas, radiográficas e histológicas y el odontólogo debería conocerlas para poder realizar un diagnóstico temprano y un tratamiento adecuado, minimizando las posibles secuelas relacionadas con este problema.